Las 4 mejores películas del 2020

Hemos pasado la mayor parte del año apenas aferrándonos a nuestra cordura y sentido de la esperanza en medio de una pandemia y *gesta vagamente* el estado general del mundo. Pero si hemos aprendido algo sobre este momento, es que las películas siguen prosperando contra desafíos aparentemente insuperables.

Mientras luchamos para hacer frente a nuestra soledad individual, las mayores contribuciones de este año nos han ayudado a acceder a nuestra falta de conexión, entendiendo nuestra propia historia y cómo nos relacionamos con los demás. Desde el horror y la comedia hasta el drama y la madurez, algunas películas destacan el poder del amor por uno mismo y por los demás o el peso paralizante del trauma, mientras que otras abren nuestras mentes a historias nunca antes contadas o a un horror inimaginable. Y somos mejores para ellos. Visite: Ver Peliculas

Los reyes de Charm City

Los reyes de la ciudad del encanto del director Angel Manuel Soto es el clásico cuento del niño que trata de volar demasiado cerca del sol. En este caso, se trata de un joven de Baltimore llamado Mouse (un perfecto Jahi Di’Allo Winston), que quiere desesperadamente seguir los pasos de su difunto hermano y unirse a un grupo de motociclistas. La omnipresente pandilla que acecha a los ciclistas es lo que llevó a la muerte de su hermano, pero para disgusto de su preocupada madre (Teyonah Parris), Mouse está decidido a demostrar que esta vez será diferente. Soto y el escritor Sherman Payne presentan una historia sorprendentemente tierna sobre el legado y la hombría en el a menudo duramente representado mundo del ciclismo de tierra.

Somos pequeños zombis

«Somos pequeños zombis», del escritor y director Makoto Nagahisa, es difícil de describir. Filtrado a través del prisma de un videojuego hiperaccesible, el cineasta aprovecha el trauma de cuatro jóvenes huérfanos japoneses atados por el dolor. Después de perder a sus padres en el mismo extraño accidente, se encuentran arrojados a los márgenes y olvidados por la sociedad. Se convierten en aliados improbables, se hacen amigos de los indigentes y no pueden -y, en algunos casos, no quieren- hacer frente a su tragedia. Eso los convierte en presa fácil para los oportunistas que buscan sacar provecho de su, bueno, rareza catapultándolos a una banda de rock. Nagahisa destaca una historia sobre la juventud desafectada y nuestra propia relación depravada con el estrellato del reality pop construida sobre historias tristes, una que se consume al instante y luego se vuelve a gargar.

Kajillionaire

En el centro del drama emocional, brutal y frío de la escritora y directora Miranda July, Kajillionaire, hay una historia de amor. Como la mayoría de las cosas de esta película, es sorprendente y extraña pero profunda. Evan Rachel Wood interpreta a una torpe joven llamada Old Dolio-26 o, para sus olvidados padres, de 19 años, que lucha por acceder a sentimientos que había compartimentado durante demasiado tiempo por consejo de sus padres estafadores, Theresa y Robert (Debra Winger y Richard Jenkins), que la tratan más como a una colega que como a una familia.

Mujeres acrobáticas: La historia no contada de Hollywood

Las dobles de riesgo son las que se supone que no debes ver nunca. Son los héroes tácitos, y a menudo no anunciados, detrás de algunas de tus estrellas de acción favoritas. Después de años de saltar a través de altos edificios, prenderse fuego en autos veloces y recibir patadas en el trasero en peleas de cuchillos, las actrices finalmente obtienen su merecido en el estupendo documental de la directora April Wright.